Un cambio de bombillas LED puede darse por diversas razones, tales como mejorar nuestra visión o incluso por mera estética. Pero lo importante son los aspectos a tener en cuenta en su instalación y homologación de estos dispositivos.

Ahora bien antes de nada debemos estar informados de cómo tiene que ser el cambio y el proceso que debemos seguir. A pesar de que en este reportaje tratamos el tema desde un punto de vista amplio, recomendamos ponerse en contacto con un centro de homologación capacitado antes de proceder a nada.

Por eso hoy trataremos de explicar en qué consiste la reforma y el proceso de homologación que supone la instalación de un grupo óptico LED.

Empezamos por el lado fácil, los pilotos traseros, en este caso al cambiar por ejemplo, de bombillas halógenas a unas LED debemos tener en cuenta que estas tengan marcado de homologación Europea y que al instalarlas no tengamos que modificar los puntos de instalación originales.

Ahora bien el problema suele venir al cambiar los grupos delanteros, que a veces por falta de desconocimiento o por una mala recomendación creemos que con cambiar las bombillas será suficiente. Pero no es así, si no que los grupos ópticos delanteros se fabrican con el objetivo de que ilumines de una manera concreta con una intensidad concreta y con un tipo de luz concreto, es decir que cada grupo óptico viene determinado de fábrica el tipo de luces que podrá utilizar.

pilotos traseros

Es por ello que el cambio de bombillas como tal es inviable a ojos del Reglamento y por ende de las ITV. Entonces para un cambio de bombillas debemos hablar de cambio de grupo óptico, esto quiere decir que en caso, por ejemplo de querer pasar de halógeno a LED, debemos cambiar el faro en su totalidad por uno homologado y con tecnología LED.

Este proceso no siempre es factible, en el caso de luces XENON la casuística varía e influirán factores como la compatibilidad electromagnética, el modelo del vehículo, año de fabricación, … con lo cúal recomendamos informarse de la posibilidad de cambio antes de adquirir nada.

Por esto en caso de estar interesado en sustituir tus grupos ópticos o te lo planteas a la larga, no dudes en consultarnos poder aconsejarte y darte recomendaciones concretas para tu caso.

pilotos delanteros

Finalmente queríamos hablaros de las consecuencias de circular sin los grupos ópticos homologados o con un cambio de bombillas, y es que debido a la facilidad que supone cambiar estos componentes, muchas personas optan por desmontarlos el día de la inspección y circular de normal con ellos.

Este método no tiene mayor problema que al ser detectado por un agente y detecte el cambio, como mínimo se te impondrá una sanción e incluso puede llegar a inmovilizar el vehículo. Además en caso de accidente el no tener una reforma anotada puede ser un factor clave a la hora de resolver el siniestro.

Por ello y como siempre, te recomendamos que antes de realizar la modificación en tu vehículo nos hagas una consulta, puedes hacerlo a través de nuestro formulario o dejándonos un comentario, estaremos encantados de ayudarte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *